Foto durante la carrera de la Formula E celebrado en el Autodromo Hermanos Rodriguez en la Ciudad de Mexico / Foto: Mexsport

AFP
02/16/2019 , 10:44 pm

Brasileño Di Grassi gana el ePrix de México con desenlace espectacular

En un desenlace de infarto, el brasileño Lucas di Grassi ganó la carrera de la cuarta fecha del campeonato 2018-19 de Fórmula E celebrada el sábado en el circuito de 2.093 kilómetros del Autódromo Hermanos Rodríguez de la Ciudad de México.

Di Grassi (Audi Sport ABT/Schaeffer) comenzó la competencia en la segunda posición de la parrilla de salida detrás del alemán Pascal Wehrlein (Mahindra Racing).

Horas antes, Wehrlein había ganado la ‘Super Pole’ al registrar la vuelta más rápida con 59 segundos y 347 milésimas.

El alemán quedó escoltado en la parrilla de salida por Di Grassi (+.306) y el también brasileño Felipe Massa (Venturi Formual E Team) (+.348).

-Caos en el inicio-

El inicio de la carrera fue caótico. Habían pasado muy pocos minutos cuando el piloto brasileño Nelson Piquet junior provocó un impacto.

El monoplaza de Piquet tocó el del francés Jean-Éric Vergne y éste a su vez con el del británico Alexander Sims. Entonces fue desplegada la banderea roja que obligó el detenimiento de la carrera.

Piquet, Vergne y Sims salieron ilesos, pero el auto del brasileño quedó destruido y fuera de la competencia.

Después de la interrupción y de la revisión de los autos, la carrera fue reanudada con 40 minutos en el reloj por delante.

-Ambición y riesgo-

La carrera que realizó Wehrlein fue un espejismo. Tras la largada en la posición de honor, el alemán dominó la competencia casi de punta a punta.

En su primera temporada en Fórmula E, y luego de haber sido segundo en la tercera fecha corrida en Santiago de Chile, parecía que el alemán subiría a lo más alto del podio en México.

Detrás de Wehrlein, Di Grassi, que había bajado de segundo a tercero, comenzó a mostrar su ambición en un duelo contra el británico Oliver Rowland (Nissan e.dams).

Di Grassi desplazó a Rowland y parecía que Wehrlein era inalcanzable hasta que comenzó la vuelta adicional a los 45 minutos.

El alemán sentía la presión del brasileño, pero no le daba margen de maniobra para el rebase.

El nivel de las baterías de Wehrlein disminuyó dramáticamente hasta que se quedó sin energía en los últimos metros.

Di Grassi con 1 por ciento de pila asumió el riesgo, rebasó por la derecha, y muy cerca del muro, a Wehrelein y se llevó la bandera a cuadros.

“Probablemente es la mejor victoria de mi carrera. Fue una locura la última vuelta. ¡No puedo creerlo!”, expresó Di Grassi al final de la carrera.

“Wehrlein fue muy agresivo, quizá demasiado, y sabía que se estaba quedando sin energía, así que estuve poniendo presión. Tuve paciencia porque él es muy difícil de rebasar”, detalló el piloto brasileño.

Para el volante brasileño ésta fue su novena victoria en las cinco temporadas que lleva en la Fórmula E y segunda en México (la anterior fue en 2016-17).

El segundo lugar correspondió al portugués Antonio Felix da Costa (BMW I Andretti Motorsport) y el tercero al suizo Edoardo Mortara (SWI/Venturi Formula E Team).

Wehrlein no pudo subir al podio como segundo. Bajó hasta la sexta posición por una penalización de cinco segundos por cortar una chicana y no reponer la posición.

Después del ePrix de México, el campeonato es liderado por Jérome d’Ambrosio (Mahindra Racing) con 53 puntos. Le siguen el portugués Da Costa (46 puntos) y el británico Sam Bird (Envision Virgin Racing) (45 puntos).

La quinta jornada del serial se correrá el 10 de marzo en el circuito callejero de Hong Kong.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *