Foto: NORBERTO DUARTE / AFP

AFP
06/17/2019 , 9:53 am

Paraguay se mete en un callejón de difícil salida

El empate del nuevo Paraguay de Eduardo ‘Toto’ Berizzo con Catar tiene aires de despedida. El campeón de Asia era su mejor oportunidad de sumar tres puntos en el Grupo B de la Copa América-2019: sus próximos rivales son la temible Colombia y la necesitada Argentina.

“El resultado era ir a por la victoria, y no encontrarlo decepciona”, lamentó el técnino argentino tras el partido, jugado el domingo en el Maracaná.

La Albirroja parecía que iba a cumplir el guión. En el 56 se puso 2-0. Pero, en solo diez minutos, los cataríes, desacomplejados y con mucho poderío físico, lograron el empate y por poco no terminan ganando.

Berizzo, exjugador del Celta y el Cádiz de la liga española, agarró el pasado mes de febrero las riendas de Paraguay, una selección deprimida tras años de resultados nefastos: se perdió los Mundiales de Brasil-2014 y Rusia-2018, y en la Copa América Centenario de 2016 cayó en la primera fase.

Así que su misión es darle brillo a los guaraníes, bicampeones de este torneo (1953-1979), devolverles la ilusión en este torneo -dle que fue finalista en Argentina 2011- y, a largo plazo, trabajar para lograr un cupo al Mundial que su rival del domingo organizará en 2022.

Pero el empate tuerce, al menos parcialmente, esos planes. El Grupo B era ya de por sí complicadísimo para los guaraníes, pero el haber cedido 2 puntos contra la selección ‘a priori’ más débil, ensombrece el panorama.

El miércoles se ven las caras con la Argentina de Lionel Messi, que se dejará la piel, pues necesita los tres puntos para resarcirse del baño que recibió de Colombia y que la relegó a la cola del grupo. Y el domingo, se enfrentará a los cafeteros, líderes del grupo con 3 puntos y una selección que ha demostrado ser temible. Así que sus posibilidades de sumar se reducen.

– “Querer ser más” –

“Pero de aquí se aprende e imaginaremos dos partidos por delante con capacidad de corregir lo que nos pasó. Debemos enfrentar a nuestros rivales queriendo ser más (…). Encontraremos seguramente cosas buenas y nos impulsaremos para volver a intentar una victoria el miércoles”, declaró el técnico.

Pero no lo tendrá nada fácil ante el elenco de lujo de la Albiceleste, bicampeona del Mundo y con 14 Copas  América en sus vitrinas.

El domingo, a los del ‘Toto’ les falló el control del balón y del juego en el medio del campo, y se mostraron muy vulnerables en defensa. Les hicieron mucho daño las internadas y los pases en profundidad entre líneas de los cataríes que dejaron en evidencia a los centrales Fabian Balbuena y Junior Alonso. Algo en lo que Messi, si está inspirado, es demoledor.

“La organización y el control del juego se nos escapa. Ese es el déficit. Tenemos que salir a apretar, asumir riesgos, intentar presionar en campo rival”, declaró Berizzo.

En ataque, el tridente guaraní, formado por el veterano José ‘Tacuara’ Cardozo, Hernán Pérez y Cecilio Domínguez, deberá tener algo más que astucia para superar la defensa argentina, liderada por Nicolás Otamendi.

Uno de los mayores peligros guaraníes está en el balón parado, pues la elevada estatura de sus jugadores puede causar mucho peligro en el juego aéreo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *