Fotografía: Senado de la República

Redacción| Tribuna Noticias
07/02/2019 , 11:21 am

Senado aprueba Ley de Austeridad Republicana con pequeñas modificaciones

Redacción.- El Senado de la República aprobó por mayoría y con solo dos cambios la Ley de Austeridad Republicana, por lo tanto la minuta regresó a la Cámara de Diputados.

Una de las modificaciones plantea que los ex funcionarios de alto nivel deben dejar pasar diez años para poder trabajar en empresas privadas. El senador por Morena, Félix Salgado, especificó que la prohibición es para “los grupos jerárquicos de mando superior”, que además manejen “información privilegiada”.

La senadora del PRI, Vanessa Rubio, resaltó que en el dictamen que se les impuso se eliminó un cambio fundamental ya consensado, en el que se precisaba que la prohibición operará cuando los ex funcionarios hayan manejado “información privilegiada”. Señalando que 1.4 millones de servidores públicos se verían perjudicados impidiéndoles ejercer su profesión luego de dejar de laborar en la administración pública federal.

La senadora Rubio y los panistas Damián Zepeda y Julen Rementería consideraron un exceso que se prohíba a los ex servidores públicos durante diez años contratarse en la iniciativa privada,

Los panistas y el coordinador de MC, Dante Delgado, advirtieron que viola el artículo quinto constitucional, en el que se garantiza la libertad de los ciudadanos de trabajar en sus profesiones, en la industria y el comercio e insistieron en que acudirán a la Suprema Corte.

El senador de Morena expuso en tribuna que votaría con su bancada, pero reconoció que muchos funcionarios que hoy “están con el Jesús en la boca”, podrán ampararse.

La reforma se aprobó en lo general con 74 votos a favor, de Morena y sus aliados y 29 abstenciones, de PAN y PRI. Los morenistas insistieron en que esa Ley de Austeridad Republicana se encamina a erradicar los privilegios y derroches de funcionarios y en general de la clase política gobernante y en aplicar los principios de racionalidad, honradez y transparencia en la programación y ejecución del gasto público.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *