AFP
07/03/2019 , 8:19 am

Desde la sorpresa de Madagascar a las gradas vacías: lo mejor y lo peor de la Copa África

Argelia impresiona al igual que Madagascar, los estadios están vacíos y Nicolas Pépé aprende en medio de la dificultad: lo mejor y lo peor de la fase de grupos de la Copa de África de Naciones (CAN) en Egipto, antes del inicio de los octavos de final el próximo viernes.

Lo mejor: fuerza norteafricana

– La fortaleza de las selecciones norteafricanas. Con tres victorias en otros tantos partidos y ningún gol encajado, Egipto, Marruecos y Argelia han dominado. Cada uno a su manera. Sin sorpresa, los ‘Faraones’ se apoyan en su estrella Mohamed Salah, autor de dos goles, y en su apasionado público. Los ‘Leones del Atlas’ del francés Hervé Renard se muestran muy sólidos pero pueden esperar más de su centrocampista Hakim Ziyech. Los ‘Zorros del Desierto’ de Riyad Mahrez, luego de una eliminación en la primera fase en 2017, vuelven a ser peligrosos. Su rigor táctico impresionó ante Senegal (1-0).

– La sorprendente Madagascar. La nueva fórmula de 24 selecciones, en lugar de 16, invitó a nuevos países a la fiesta, como Madagascar, que no dudó en aprovechar la oportunidad. Los ‘Cebús’ han asombrado a todos terminando primeros de su llave, por delante de Nigeria, a la que derrotaron 2-0.

– El césped. Desastroso en Gabón en 2017, el césped ha reverdecido en Egipto. “No tengo que quejarme de la calidad de las instalaciones. Son buenas”, declaró el entrenador de Camerún, Clarence Seedorf, desde Ismailía. Pese al calor, que a veces ha alcanzado los 35 grados, es una de las sorpresas positivas de este comienzo de la CAN.

Lo peor: los estadios buscan público

– ¿Dónde están los espectadores? Aparte de los partidos de Egipto, los recintos de la CAN-2019 suenan huecos. “Todo el mundo querría jugar en un estadio lleno pero desgraciadamente no es el caso”, lamentó el seleccionador argelino, Djamel Belmadi. La sombra de la inseguridad, que acompaña a esta Copa de África desde su comienzo, puede haber disuadido a muchos. También el precio de los boletos, muy caro según la población local.

– El arbitraje. El arbitraje africano ya había dado que hablar antes de la competencia, con los dos encuentros de la final de la Liga de Campeones. El enfado del seleccionador senegalés, Aliou Cissé, que tachó de “catastrófico, inadmisible”, el trabajo del zambiano Janny Sikazwe luego de la derrota contra Argelia, echó más leña al fuego. ¿Qué pasará con la implementación del VAR a partir de cuartos de final?

– Nicolas Pépé, duro aprendizaje. La estrella emergente de Costa de Marfil Nicolas Pépé está en esta competencia para “aprender”, repite su seleccionador, Ibrahim Kamara. Por el momento no ha dado la talla. Con él, los ‘Elefantes’ solo han marcado un gol en dos partidos. Sin la estrella del Lille, sustituida por Wilfried Zaha, golearon a Namibia (4-1). Pero el joven extremo de 24 años puede demostrar rápidamente que es de los que aprende, durante los octavos de final del próximo lunes contra Malí en Suez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *