Egyptian archeologist open a wooden coffin belonging to a man in front Hatshepsut Temple at Valley of the Kings in Luxor on October 19, 2019. - Egypt revealed on Saturday a rare trove of 30 ancient wooden coffins that have been well-preserved over millennia in the archaeologically rich Valley of the Kings in Luxor. (Photo by Khaled DESOUKI / AFP)

AFP
10/19/2019 , 8:25 am

Presentan en Luxor 30 sarcófagos de unos 3 mil años de antigüedad

LuxorEgipto.- Treinta sarcófagos de madera pintada fueron presentados este sábado, en excelente estado de conservación, tras haber sido descubiertos en Asasif, en el Valle de los Reyes, cerca de Luxor (sur de Egipto).

“Es el primer descubrimiento en Asasif [efectuado por un equipo egipcio] de arqueólogos, conservadores y trabajadores”, declaró el secretario general del Consejo Supremo de Antigüedades, Mustafa Waziri, en una rueda de prensa en Luxor.

Los sarcófagos fueron descubiertos la semana pasada en Asasif, una necrópolis antigua situada en la orilla occidental del Nilo.

Algunas fotos de los mismos se filtraron antes del anuncio oficial, que tuvo lugar el sábado delante del templo de la reina Hatshepsut.

Las 30 piezas de madera pintada, que sirvieron de ataúd para hombres, mujeres y niños, fueron halladas a un metro de profundidad, apiladas en dos hileras. Pertenecían a una importante familia de sacerdotes.

Waziri destacó que las excavaciones realizadas por los occidentales en el siglo XIX se centraron en las tumbas de los reyes, mientras que las recientes excavaciones egipcias revelaron un “depósito de los sacerdotes”.

Los 30 objetos encontrados datan de la 22ª dinastía, fundada hace más de 3.000 años, en el siglo X a.C.

– “Valor incalculable” –

Sobre un fondo amarillo, se distinguen marcas de color rojo y verde, y algunos trazos negros. Jeroglíficos, varias deidades egipcias, pájaros, serpientes y flores de loto decoran la madera.

“Solamente llevamos a cabo algunos retoques de primera necesidad en los ataúdes, en muy buen estado”, declaró a la AFP Salah Abdel-Galial, un restaurador local del Ministerio de Antigüedades, enseñando una de las piezas.

Según el ministro de Antigüedades, Jaled Al Enany, este tipo de descubrimientos tan importantes se vieron frenados tras la revuelta popular de 2011 que expulsó del poder a Hosni Mubarak.

Desde hace varios años, las autoridades egipcias anuncian con regularidad descubrimientos arqueológicos, con el objetivo de impulsar el turismo, mermado por la inestabilidad política y los atentados ocurridos en el país desde la revolución de 2011.

Pero varios responsables de alto rango, como el presidente Abdel Fatah Al Sisi, afirmaron en las últimas semanas que la estabilidad había vuelto al país, tras las protestas ocurridas a mediados de septiembre que, si bien no contaron con un importante seguimiento, fueron duramente reprimidas.

“Algunas personas, no queremos decir nombres, no quieren que llevemos a cabo estos hallazgos […] que impresionan al mundo”, declaró Al Enany, en alusión a los críticos con el Gobierno de Egipto.

“Estos descubrimientos son de un valor incalculable para la reputación de Egipto”, añadió.

El ministro indicó que la “importante” colección encontrada en Asasif sería trasladada el año próximo al nuevo Gran Museo Egipcio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *