Redacción| Tribuna Noticias
10/21/2019 , 12:01 pm

México busca reformar al Poder Judicial; transparente, austero y sensible

Redacción.- Un histórico hecho quedó asentado la mañana de este lunes ante jueces, ministros, senadores, legisladores y abogados de México, tras inaugurar las mesas de discusión para una reforma del Poder Judicial, acción que fue comparada con la establecida en 1994 y que ahora se ha establecido como fecha de entrega el 18 de enero de 2020.

El consejero jurídico de la Presidencia de la República, Julio Scherer Ibarra dio lectura a una lista de propuestas que serán los ejes primordiales para reformar al Poder Judicial, con el firme objetivo de fortalecer el estado de derecho y el sistema de administración y procuración de justicia.

Comentó que para concretar el cambio de régimen de la cuarta transformación es necesario fortalecer la independencia, calidad, y profesionalismo del Poder Judicial y para ello es necesario realizar cambios en la justicia local y federal.

“El objetivo es mejorar el acceso a la justicia, perfeccionar el ordenamiento penal y la impartición de justicia en conjunto (…) Además de recuperar la confianza de los ciudadanos en las instituciones de impartición de justicia”.

-Propuestas-

1.- Se propondrá que la autoridad judicial al momento de individualizar la sanción penal observe los principios de taxatividad, racionalidad, intervención mínima, proporcionalidad, graduación y congruencia.

2.- En el artículo 73, fracción II. Se confieren facultades al Congreso General para expedir varias leyes de carácter general.

2.1.- Constituir un código penal único que permitirá contar con una norma homologada, con aplicación en todo el territorio nacional y que garantice un trato idéntico a las mismas conductas terribles.

2.2.- Tipificación de delitos como aborto, la interrupción del aborto y la eutanasia. Permitirá tener la descripción única de las conductas que constituye un delito en todo el territorio nacional, así como de sus modalidades, grados de participación, sanciones, y medidas de seguridad. Y la eliminación de criterios jurisprudenciales contradictorios debido a la variedad de normas sustantivitas en materia penal.

3.- Las leyes generales sobre tipos penales especiales, para prevenir y sancionar delitos de alto impacto.

3.1.- Tipos penales: secuestro, desaparición forzada de personas y otras formas de privación de libertad, trata de personas, delincuencia organizada, tortura y otros tratos o penas crueles, inhumanos, degradantes y delitos electorales.

4.- Distribución de competencias entre la Federación y las entidades federativas. También se establecerán los mecanismos de cooperación, colaboración, investigación y el ejercicio de la acción penal.

5.- Expedición de una ley para homologar los procedimientos de procuración de justicia con base en los principios de colaboración, cooperación, concurrencia y auxiliaridad.

5.1 Se establecerá por lo menos la regulación en materia de policías como los primeros respondientes.

5.2. La obligación de los policías, analistas, peritos y demás personal de las procuradurías o fiscalías generales y de la Federación de prestar auxilio al Ministerio Público para la investigación de hechos constitutivos de delitos.

5.3. Las reglas aplicables de las autoridades federales o autoridades federativas respecto al conocimiento de primera instancia del delito.

5.4. Los criterios de actuación de los policías y de los ministerios públicos

5.6. El modelo organizacional institucional de las procuradurías y fiscalías, que incluirá las áreas de investigación, análisis, inteligencia y servicios periciales.

5.7. Las características de investigación en materia de delincuencia organizada y de aquellos cometidos por tres o más personas de manera permanente y reiterada.

5.8 La creación de un registro nacional de carpetas de investigación y las bases de atracción en casos del MP y las entidades federativas

6.- La reforma a ley general del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

7.- Que las autoridades federales conozcan de los delitos en que incurren los servidores públicos en todo el territorio nacional, que infrinjan los principios establecidos en el párrafo noveno del artículo 21 de la Constitución.

De esta manera se sentarán las nuevas bases para asegurar el futuro de un nuevo acceso a la justicia para todos los ciudadanos.

El ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la nación, Arturo Zaldívar, afirmó que estamos en un momento social y político propicio para una reforma que fortalezca al Poder Judicial Federal y lo dote de mejores herramientas para servir a la sociedad.

“Aspiramos a ser un poder judicial más tranparente, austero, sensible”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *