Agencias
02/19/2017 , 10:24 pm

Con crítica, Gignac le respondió a Fidel Kuri y Reinoso


A través de Twitter, André-Pierre Gignac se dirigió a Fidel Kuri y Carlos Reinoso, dueño y técnico de Veracruz, respectivamente; después de los hechos ocurridos en el Estadio Luis “Pirata” Fuente el pasado viernes tras la victoria de Tigres de 3-0 en el Puerto.

El francés colocó en su cuenta el mensaje “Carta con atención a @fidelkugra y @Carlos8Reinoso Gracias”, acompñado de una imagen en la que les dirige las siguientes palabras:

“Sr. Fidel Kuri: Con todo respeto, no necesito consejos de una persona que agrede a un comisario arbitral y contrario a lo que pide, me voy a quedar muchos años más en México”, esto ante las declaraciones de Kuri en entrevista a ESPN en donde dijo que el atacante felino debería retornar a su país: “Por mí que mejor se vaya él a Francia, con todo respeto que se regrese a Francia el señor”.

Por otra parte, en el mismo mensaje hubo cabida para el estratega jarocho, quien publicó ayer sábado un cuestionamiento sobre las acciones del europeo: “¿Por qué no le preguntan al francés qué fue lo que me dijo?”, escribió el Maestro.

“Sr. Carlos Reinoso: Jamás voy a menospreciar a la gente de este país, mi hijo nació en Monterrey, es orgullosamente mexicano”, le dedicó Gignac.

El jugador de Tigres no ha recibido respuesta sobre estas palabras por parte del directivo y técnico de los Tiburones Rojos.

Cabe recordar que este viernes, una trifulca se armó entre la porra escuala y la felina. Los jarochos cruzaron todas las tribunas desde la cabecera de local hasta la visitante sin que ningún elemento de seguridad detuviera su paso.

Una vez que los veracruzanos llegaron a la zona donde estaban los de la UANL, los golpes, empujones y diferentes tipos de agresión comenzaron.

Mientras, en la cancha, los jugadores felinos pedían a gritos la calma, tras detener el juego, así como la atención de los policías a los heridos. Ricardo Ferretti y Gignac fueron los más efusivos y molestos ante la nula acción de la seguridad en el estadio.