Los hechos ocurrieron al efectuar revisiones en el punto de inspección Puente Internacional Zaragoza, donde los guardias nacionales ubicaron a una persona que trasladaba diésel en un tractocamión acoplado a un tanque, sin contar con la documentación de adquisición y traslado.

Por lo anterior, a la persona le fue leída la Cartilla de Derechos que Asisten a las Personas en Detención, se efectuó el llenado del Registro Nacional de Detenciones con sus datos y posteriormente junto con el hidrocarburo fue puesto a disposición de la Fiscalía General de la República en la entidad, a fin de que se determine su situación legal.