06/08/2021 , 8:35 am

Importancia de la educación

Siempre escuchamos hablar sobre la importancia de la educación en el futuro de México, pero ¿de verdad comprendemos el gran papel que tiene ésta en el progreso y desarrollo de nuestro país? Por primera instancia hay que dejar bien claro que la educación no es lo mismo que la escuela.

La educación es la formación que reciben las personas con la finalidad de desarrollar sus capacidades intelectuales, morales y afectivas.

Mientras que la escuela es el establecimiento o institución donde se proporcionan conocimientos necesarios para alfabetizarnos.

Con esto podemos decir que la educación va más allá de los títulos académicos que podamos recibir o del espacio y ambiente donde se nos proporcione cualquier tipo de enseñanza. La educación fortalece todos los aspectos que nos definen como seres humanos: la cultura, los valores, la ciencia, la paz y la justicia.

Por ello y más, se trata de la herramienta más poderosa con la que cuenta la sociedad. Es la pieza clave para el desarrollo y transformación positivos de esta.

Es gracias a la educación que un país logra encontrar el equilibrio ideal entre el bienestar social y su crecimiento económico. Y así, restringir otros aspectos que detienen su progreso, como lo son la corrupción, la pobreza y la desigualdad social.

Sin duda alguna se trata del factor más influyente en el avance de un país. Sin embargo, para que la educación nos brinde todos estos beneficios es necesario que sea de calidad, equitativa e inclusiva.

Siempre hemos escuchado que la educación en México debe ser “Laica, gratuita y obligatoria” pero la realidad es que no es en su totalidad gratuita y a pesar de ser obligatoria no todos cuentan con las mismas oportunidades ni acceso a esta.

Por ello, México necesita de un sistema educativo que ayude a sus ciudadanos por igual a adquirir los conocimientos, herramientas y competencias necesarias para contribuir en el progreso del país.

Un sistema educativo que nos permita acceder a una mejor calidad de vida y que nos de lo necesario para volverla una posibilidad dentro de nuestro alcance. De la mano del gobierno se debe desarrollar un sistema educativo que destaque por la calidad de sus métodos de enseñanza, cuente con planes de estudios actualizados y profesores capacitados. Los cambios abruptos que se dan hoy en día hacen de esto una tarea compleja más no imposible.

En palabras del pedagogo Paulo Freire “La educación no cambia el mundo, cambia a las personas que van a cambiar el mundo.” De modo que es nuestro deber contribuir en la formación de jóvenes talentosos, emprendedores, con ganas de sobra por superarse.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *