Gisela Téllez
07/29/2020 , 5:59 pm

Puebla capital se sumará a reactivación económica a partir del 7 de agosto: Secretaría de Protección Civil

PUEBLA, México.- El secretario de Protección Civil y Gestión Integral de Riesgos, Gustavo Ariza Salvatori, informó que la ciudad de Puebla se sumará a la reactivación económica paulatina que analiza el gobierno del estado para el próximo 7 de agosto, ya que el semáforo epidemiológico pasaría a naranja.

En entrevista, el funcionario informó que restaurantes, centros comerciales y negocios autorizados serán los únicos que podrán iniciar con la “nueva normalidad” bajo las medidas sanitarias y de operación establecidas por los tres órdenes de gobierno, de lo contrario, serán clausurados.

“En caso de que haya un cambio en el semáforo y en caso de que el gobernador emita un decreto para que esto pueda suceder y se abran los espacios, restaurantes y todos los lugares que van a estar permitidos, ya tenemos los protocolos establecidos (…) lo importante también es que los empresarios sigan los protocolos porque en caso de no cumplir nos veremos en la necesidad de realizar una clausura”.

Es importante mencionar que el Plan de Reactivación Social y Económica aprobado por cabildo el pasado 17 de julio refiere para el color naranja la reactivación de la industria con turnos escalonados y al 30 por ciento de su capacidad; hospedaje al 50 por ciento de su cupo; restaurantes, cafés, loncherías y cocinas con aforo en el exterior del 60 por ciento, en el interior al 30 por ciento y sin venta de alcohol; parques, plazas y espacios públicos abiertos al 50 por ciento de cabida.

Asimismo, las oficinas, despachos y servicios administrativos con los protocolos sanitarias correspondientes; mercados, supermercados y tianguis al 75 por ciento de su capacidad y acceso sólo a una persona por familia; cines, teatros, museos, eventos artísticos y culturales con aforo del 25 por ciento –no más de 500 personas-; centros comerciales al 30 por ciento de aforo y manteniendo el sistema de entregas; centros religiosos al 25 por ciento de capacidad, y los deportes profesionales sólo a puerta cerrada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *