Fotografía: Twitter (@BNUruguay)

Redacción
09/14/2021 , 12:34 pm

Se cumplen 101 años del natalicio de Mario Benedetti


Este martes se cumplen 101 años del natalicio del célebre escritor uruguayo Mario Benedetti, conocido por sus obras en el género lírico.

“Te quiero como para leerte cada noche, como mi libro favorito quiero leerte, línea tras línea, letra por letra, espacio por espacio…”

Mario Benedetti

Mario Orlando Hardy Hamlet Brenno Benedetti Farrugia nació en Paso de Los Toros, Uruguay un 14 de septiembre de 1920, antes de dedicarse a la escritura ejerció distintos oficios.

Fue hasta 1945 cuando publicó su primer libro de poemas La víspera indeleble. Su primer libro de cuentos fue Esta mañana publicado en 1949, con el que obtuvo el Premio del Ministerio de Instrucción Pública. Mientras que su primera novela se publicó en 1953, Quien de nosotros.

Mario Benedetti

Fotografía: Twitter (@BNUruguay)

Asimismo, realizó una carrera periodística en el semanario Marcha, llegando a trabajar en El Diaro y La Mañana, abordando la literatura, el cine y el teatro. De esta manera escribió novelas, cuentos, poesía, ensayos, críticas y una obra de teatro.

“País estremecido puño y letra calabozo y praderas. País ya te armarás pedazo por pedazo pueblo mi pueblo…”

Mario Benedetti

A lo largo de su vida realizó diversas obras que han sido traducidas en 20 idiomas y han sido motivo de diversos premios como el VIII Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana (1999), Llama de Oro (1987),  Morosoli de Oro (2006),  Etnosur (2004), I Premio Iberoamericano José Martí (001). El 19 de noviembre de 2002 fue nombrado ciudadano ilustre por la Intendencia de Montevideo.

Fotografía: Twitter (@BNUruguay)

Además, fundó diversas instituciones como el Centro de Investigaciones Literarias de la Casa de las Américas, en La Habana y la Fundación Mario Benedetti, en su país natal, con el fin de preservar su obra. Falleció a los 88 años, el 17 de mayo de 2009, en Montevideo.

A continuación, compartimos algunos de sus poemas más famosos:

Te quiero

Sus manos son mi caricia mis acordes cotidianos te quiero porque tus manos trabajan por la justicia

si te quiero es porque sos mi amor mi cómplice y todo y en la calle codo a codo somos mucho más que dos

tus ojos son mi conjuro contra la mala jornada te quiero por tu mirada que mira y siembra futuro

tu boca que es tuya y mía tu boca no se equivoca te quiero porque tu boca sabe gritar rebeldía

si te quiero es porque sos mi amor mi cómplice y todo y en la calle codo a codo somos mucho más que dos

y por tu rostro sincero y tu paso vagabundo y tu llanto por el mundo porque sos pueblo te quiero

y porque amor no es aureola ni cándida moraleja y porque somos pareja que sabe que no está sola

te quiero en mi paraíso es decir que en mi país la gente viva feliz aunque no tenga permiso

si te quiero es porque sos mi amor mi cómplice y todo y en la calle codo a codo somos mucho más que dos.

Estado de ánimo

Unas veces me siento

como pobre colina

y otras como montaña

de cumbres repetidas.

Unas veces me siento

como un acantilado

y en otras como un cielo

azul pero lejano.

A veces uno es

manantial entre rocas

y otras veces un árbol

con las últimas hojas.

Pero hoy me siento apenas

como laguna insomne

con un embarcadero

ya sin embarcaciones

una laguna verde

inmóvil y paciente

conforme con sus algas

sus musgos y sus peces,

sereno en mi confianza

confiando en que una tarde

te acerques y te mires,

te mires al mirarme.

Cuando éramos niños

Cuando éramos niños
los viejos tenían como treinta
un charco era un océano
la muerte lisa y llana
no existía.

luego cuando muchachos
los viejos eran gente de cuarenta
un estanque era un océano
la muerte solamente
una palabra

ya cuando nos casamos
los ancianos estaban en los cincuenta
un lago era un océano
la muerte era la muerte
de los otros.

ahora veteranos
ya le dimos alcance a la verdad
el océano es por fin el océano
pero la muerte empieza a ser
la nuestra.