Foto: AFP

AFP
04/23/2021 , 1:51 pm

Sevilla se suma a las sedes de la Eurocopa, Bilbao y Dublín se caen

La UEFA anunció oficialmente este viernes que Bilbao y Dublín se caen de la lista de ciudades-sede de la Eurocopa por la falta de garantías sobre la presencia de espectadores en sus estadios, mientras que Sevilla se añade a las anfitrionas, asumiendo la organización de los partidos previstos en la ciudad vasca.

Los encuentros programados en Dublín en esa Eurocopa, que se disputa del 11 de junio al 11 de julio, se dividirán ahora entre San Petersburgo y Londres, dos de las sedes ya confirmadas del torneo.

La alemana Múnich era la otra ciudad anfitriona cuya continuidad estaba amenazada pero finalmente fue confirmada.

Según la UEFA, Múnich prometió recibir como mínimo 14.500 espectadores por público. Sin embargo, unos minutos después del anuncio de la UEFA, el presidente de la Federación Alemana de Fútbol (DFB), Fritz Keller, no fue tan rotundo: “Celebramos” conservar esos partidos en Múnich “quizás incluso con público si el desarrollo de la pandemia lo permite”.

El alcalde de Múnich, Dieter Reiter, aseguró que ni su ciudad ni la región de Baviera hicieron “ninguna promesa, de ningún tipo” para garantizar espectadores.

Además de Londres y San Petersburgo, las otras ciudades del proyecto inicial que ya tenían seguro continuar como sedes antes de este viernes eran Bakú, Roma, Bucarest, Glasgow, Copenhague, Budapest y Ámsterdam.

La Eurocopa se debía disputar en 2020 pero fue finalmente retrasada un año por la pandemia del covid-19.

La organización en varias ciudades-sede, una fórmula novedosa, fue impulsada en su día por Michel Platini cuando era presidente de la UEFA. Inicialmente la idea eran trece ciudades, pero a finales de 2017 se cayó del proyecto Bruselas.

Tras las decisiones de este viernes, la Eurocopa se jugará finalmente en once ciudades.

El presidente de la UEFA, Aleksander Ceferin, celebró “poder garantizar un entorno seguro y festivo”, con espectadores “en todos los partidos”, en porcentajes que varían según las ciudades.

– España empezará en La Cartuja –

La exclusión de Bilbao había sido ya avanzada el miércoles por las autoridades vascas (Ayuntamiento de Bilbao, Diputación de Vizcaya y gobierno del País Vasco), que emitieron un comunicado revelando que habían recibido la decisión oficial y “unilateral” de la UEFA, a la vez que mostraron su desacuerdo.

Las medidas contra la pandemia decididas por el gobierno regional del País Vasco hacían muy improbable la presencia de espectadores en los partidos previstos en el estadio bilbaíno de San Mamés.

La opción de Sevilla como alternativa sonaba con fuerza en los últimos días y allí jugará España sus partidos de la fase de grupos (Suecia, Polonia, Eslovaquia).

“España conservará una sede para la Eurocopa de este próximo verano en el Estadio de La Cartuja y los aficionados podrán disfrutar del mejor fútbol en Sevilla”, celebró la Real Federación Española de Fútbol (RFEF).

Por su parte, San Petersburgo añade a su lista de partidos de la Eurocopa tres más, Polonia-Eslovaquia, Suecia-Eslovaquia y Suecia-Polonia.

Londres añade por su parte a los siete partidos que ya tenía asignados el duelo de octavos de final que debía jugarse en Dublín.

– Superliga: sin sanciones por ahora –

El otro asunto importante este viernes en la reunión de la UEFA eran las eventuales medidas contra los clubes que estuvieron detrás en el inicio de la semana del proyecto de la Superliga europea, finalmente fallido. Por el momento no hubo ningún anuncio sobre castigos.

“El Comité Ejecutivo de la UEFA fue informado de los últimos desarrollos en relación con la Superliga, especialmente referentes a las opciones a disposición de la UEFA y las medidas que contempla tomar”, anunció la instancia europea en un comunicado, sin dar más precisiones.

Tres de los equipos fundadores de la Superliga europea (Manchester City, Chelsea, Real Madrid) están clasificados para las semifinales de la actual Liga de Campeones, cuyos partidos de ida se disputarán la próxima semana. Se llegó a especular en los últimos días incluso con una posible exclusión pero finalmente la UEFA optó por la cautela y seguirá analizando si finalmente hay “consecuencias” contra los ‘rebeldes’ y de qué tipo pueden ser.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *