(Foto: Especial)

Tribuna Noticias
10/06/2021 , 6:00 pm

El número de la tarjeta del “Juego del calamar” es real pero Netflix ya planifica eliminarlo de la serie


Redacción.- El Juego del Calamar, la nueva serie de Netflix, de producción surcoreana, se ha convertido en la serie más popular de la plataforma de streaming, por encima de cualquier producción de habla inglesa.

Leer también: Supuesta falla de red provoca una lluvia de más de 200 drones en China

Dentro de la trama de la serie, los participantes reciben una tarjeta, de un lado hay figuras geométricas y del otro, hay un número de teléfono al que deben llamar. No obstante, es que el número de la tarjeta es real, existe y su dueña ha recibido cientos de miles de llamadas.

La productora local Siren Pictures, junto con Netflix dijeron que editarán varias escenas de la serie para eliminar el número de teléfono, aunque los creadores de la serie estaban seguros de que no generaría molestias para nadie, ya que los tres primeros dígitos fueron eliminados. Pero muchas personas, al hacer llamadas locales, no tienen que ponerlos, sobre todo si el número existe.

Leer también: Denuncian abuso de autoridad por parte de elementos de la SSC

Una emisora local emitió una entrevista el mes pasado con la propietaria del número de teléfono, identificada como Kim Gil-young, que tiene un negocio en el condado suroriental de Seongju. La mujer mostró algunos de los mensajes que había recibido, incluidas solicitudes de invitaciones para unirse al Juego del Calamar y pasar “de la pobreza a la riqueza”.

Desde el estreno de El juego del calamar, he recibido llamadas incesantes, las veinticuatro horas del día, los siete días de la semana”, explica la dueña del número de teléfono para el medio coreano.

Lo he usado durante los últimos diez años, me da muchísima pena. He tenido que borrar más de 4.000 números que me han intentado contactar. Son tantas las llamadas que me quedo sin batería. Al principio no entendía lo que sucedía, pero un amigo me dijo que mi teléfono aparecía en la serie y ahí lo entendí todo”, comentó.

La mujer afectada dijo al medio local el mes pasado que le era imposible cambiar su número debido a los contactos con los clientes y que había rechazado una oferta de 1 millón de wones (840 dólares) en compensación. Además, informó que desde entonces se le ha ofrecido una compensación de hasta 5 millones de wones.