Existen 3 mil 206 niños y adolescentes con comorbilidad en Puebla (Foto: Especial)

Tribuna Noticias
05/12/2021 , 11:27 pm

Malnutrición, un factor de riesgo que no se considera en la lucha contra el covid


Redacción.- La malnutrición, en cualquiera de sus dos extremos —desnutrición y obesidad—, es un factor de riesgo que puede provocar que las personas sean más propensas a contagiarse de covid-19 y a experimentar las formas más severas de la enfermedad; lo mismo que la edad o la presencia de hipertensión u otras comorbilidades.

Leer también: Captan a cocodrilo deambulando por las calles de Tamaulipas

No obstante, la atención hacia el estado nutricional de la población en medio del contexto pandémico ha sido insuficiente o simplemente no ha existido, según un estudio de la Universidad de Valladolid (UVa) y del Instituto de Investigación Biomédica de Salamanca (IBSAL).

Desde que se inició la pandemia se han elaborado perfiles que indican qué personas tienen más riesgo de padecer complicaciones graves. Pero no se ha tenido en cuenta si el estado nutricional previo es también determinante de una evolución positiva o negativa”, señala José Pablo Miramontes Gonzáleza, integrante del IBSAL, en entrevista para la Agencia Iberoamericana para la Difusión de la Ciencia y la Tecnología (DiCYT).

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la malnutrición se refiere a las carencias, los excesos y los desequilibrios de la ingesta calórica y de nutrientes de una persona.

Leer también: Bajo la lluvia mujer muere atropellada en Prolongación Reforma

El artículo “Comer mal nos hace más vulnerables a la COVID-19” del portal The Conversation explica que el sistema inmune de pacientes con desnutrición no funciona correctamente, lo que aumenta la susceptibilidad a la enfermedad. Además, la desnutrición puede producir cuadros más severos de la enfermedad, así como dificultar la recuperación de los pacientes.

Todo indica que una valoración temprana del estado nutricional del paciente permitiría diseñar un plan personalizado que ayudaría a cubrir sus necesidades de energía y nutrientes. Como consecuencia, se mejoraría la situación general del paciente con coronavirus (cuadros clínicos de menor severidad) y se disminuiría el tiempo de hospitalización”, puntualiza el mencionado texto realizado por especialistas en nutrición.

Por otro lado, el artículo menciona que  el estado inflamatorio crónico de bajo grado, característico de las personas con obesidad, puede contraponerse a la respuesta inflamatoria derivada de la covid-19, lo que aumenta el riesgo de mortalidad. Asimismo, patologías como la diabetes están relacionadas directamente con el sobrepeso y la obesidad.

Los especialistas coinciden en que un estado nutricional equilibrado en las personas es un factor clave en la prevención, el tratamiento y la recuperación de la covid-19.