Tribuna Deportes
11/10/2021 , 8:06 pm

Yasiel Puig es electo como Defensivo del Año en la LMB


La Liga Mexicana de Beisbol (LMB) tuvo a brillantes peloteros con experiencia en Grandes Ligas; uno de ellos fue Yasiel Puig (Cienfuegos, Cuba, 1990) quien fue electo como Defensivo del Año por la prensa especializada y personal de los 18 clubes de la LMB. Este es el primer año en el que se da este reconocimiento para quien destacó en lo cuantitativo (efectividad) y cualitativo (espectacularidad y lances defensivos complejos) a la defensiva.

Puig estuvo durante siete temporadas en el mejor beisbol del mundo, en el que tuvo un promedio de bateo de .277 y fue una figura clave en los Dodgers de Los Angeles, principalmente.

El Águila de Veracruz, en su regreso a la LMB, confió en el oriundo de Cienfuegos, Cuba, para brindarle espectáculo a una afición ávida de beisbol. Puig no decepcionó y encendió las gradas del Parque Deportivo Universitario Beto Ávila no solamente con sus potentes y formidables batazos, sino también con grandes lances en el jardín derecho.

En diciembre de 2020 se anunció el regreso de uno de los clubes más longevos del deporte profesional en México (en 1903 fue su primer juego) y cinco meses más tarde se oficializó la gran bomba: la llegada de Yasiel Puig, quien superó por cinco votos a Emmanuel Ávila de Diablos Rojos del México como Defensivo del Año y dejó atrás en la contienda a Jasson Atondo, Eliezer Ortiz, Herlis Rodríguez y Agustín Murillo.

“Me tocó ver una jugada en que la gente se prendió y explotó, pocas veces me tocó vivir ese ambiente y eso motivaba a los jugadores. Los jardines fueron complciados para cualquier bateador rival. Yasiel se lució mucho”, compartió Paola Ríos, jefa de prensa del Glorioso sobre el jugador que se adueñó en 62 juegos del jardín derecho de Veracruz, no tuvo errores en 102 lances, acumuló nueve asistencias y participó en una doble matanza.

La encargada de la comunicación del club del Puerto Jarocho vivió muchos momentos a lado del ‘Caballo Loco’ y contó que Puig le regaló bates y spikes a sus compañeros y, además, los invitó a comer algunas ocasiones.

“Tiene un carácter bastante fuerte y una responsabilidad que a donde llega impone y contagia su estado de ánimo”, expresó sobre el flamante Defensivo del Año, quien tuvo 1.000 de porcentaje de fildeo en la pradera derecha.

Yasiel le hizo señas a los lanzadores de su equipo para hacerles notar que él los respaldaría a la defensiva, para que estuvieran tranquilos.

El patrullero de El Águila ya tiene experiencia en la LMB y alguna vez le aseguró a la propia Paola Ríos que si vuelve a Grandes Ligas lo hará de mejor manera, ya que algunos lanzadores lo trataron con respeto y le mandaban bolas y él supo hacer los ajustes necesarios.

“Pone ambiente a donde vaya, nos regaló grandes jugadas y a la gente le emocionó ver al ‘Caballo Loco’”, aseguró.