Corte Suprema israelí suspende expulsión de cuatro familias palestinas de Jerusalén Este

1 marzo, 2022 10:58 am





La Corte Suprema de Israel suspendió este martes la expulsión de cuatro familias palestinas del sensible barrio de Sheij Jarrá, en Jerusalén Este ocupada, convirtiéndose en símbolo de la lucha contra la colonización israelí.

Estas cuatro familias palestinas, amenazadas de desahucio en beneficio de colonos israelíes, serán reconocidas como “inquilinos protegidos” y deberán pagar un alquiler simbólico anual de 2.400 séqueles (740 dólares) a una organización de colonos, hasta que el caso sea definitivamente resuelto por la justicia, decidió el Tribunal Supremo.

Según un abogado de las familias, Saleh Abou Hussein, estas pagarán los alquileres en una cuenta bancaria que será administrada por los abogados de cada parte hasta que haya una decisión final de la justicia.

La Corte Suprema autorizó a las familias a apelar la decisión de los tribunales que se habían pronunciado a favor de su expulsión.

Esta decisión “significativa” abre “la cuestión de la propiedad”, celebró Sami Irshid, otro abogado de las familias.

El año pasado, las familias de Sheij Jarrá habían rechazado una propuesta de “compromiso” formulada por la justicia israelí.

En ese caso, las familias podían quedarse en sus casas como “inquilinos protegidos” pagando 1.500 séqueles (460 dólares) de alquiler, pero reconociendo que la propiedad era israelí.

Las familias, que viven en Sheij Jarrá desde hace décadas, aseguran que recibieron sus propiedades de Jordania, que controlaba Jerusalén Este hasta 1967, año en que este sector palestino pasó a estar bajo control israelí.

Frente a ellos, los colonos israelíes afirman que estas parcelas les pertenecen, en virtud de una ley que permite a los judíos reclamar el “derecho de propiedad” de terrenos en Jerusalén Este si pueden probar que su familia vivía allí antes de la guerra de 1948.

Los palestinos que perdieron sus tierras en ese conflicto no disponen de tal opción legal.

La anexión de Jerusalén Este por parte de Israel nunca ha sido reconocida por la comunidad internacional.

– “Agitadores” –

“La Corte Suprema demostró hoy, al pisotear los derechos de los compradores por razones políticas, que nada en este tribunal es una cuestión jurídica sino que todo es política”, criticó el diputado de extrema derecha Bezalel Smotrich.

Itamar Ben Gvir, diputado también de extrema derecha y reputado por sus declaraciones incendiarias respecto a los palestinos, frecuenta con regularidad Sheij Jarrá, donde pretende abrir una “oficina” para apoyar a los colonos ya instalados en este barrio, provocando fuertes tensiones en el lugar.

Este martes, consideró en un comunicado que la decisión del Tribunal Supremo “pone en peligro al poder judicial brindando un regalo a los agitadores”.

Además advirtió: “a partir de mañana nos manifestaremos en el lugar”.

A mediados de febrero, 31 palestinos resultaron heridos en enfrentamientos con la policía israelí tras una de esas visitas a Sheij Jarrá de Ben Gvir.

En mayo de 2021, las manifestaciones en apoyo a los vecinos de Sheij Jarrá derivaron en enfrentamientos en los cuales centenares de palestinos resultaron heridos, preludio de una conflagración en Israel y los Territorios Palestinos.

Por su parte, el movimiento palestino islamista Hamás lanzó cohetes desde el enclave de la Franja de Gaza, que controla, hacia Israel, que respondió de manera muy violenta tras lo que sobrevino una guerra que duró 11 días.

Más de 300.000 palestinos y 210.000 israelíes residen actualmente en Jerusalén Este. Todos las colonias israelíes son consideras ilegales de acuerdo al derecho internacional.

 



Relacionados

Back to top button