Estado

Confección y venta de chamarras busca recuperación en feria de Xoxtla

15 septiembre, 2022 12:40 pm
Liliana Tecpanécatl

Alberto Bermúdez tiene 46 años de edad y desde hace 30 años se dedica a la confección y venta de chamarras. Él heredó el oficio de  su padre, ambos originarios del municipio de San Miguel Xoxtla, localidad en donde una buena parte de la población, se dedica justamente a elaborar prendas de abrigo.

“Yo me dedico a la fabricación desde que estaba joven, tengo aproximadamente 30 años de dedicarme a esto, el oficio lo aprendí gracias a mi padre, mi negocio se llama Confecciones La Pantera”

Alberto emplea en su taller a su esposa y a sus dos hijas, si la demanda de su producto se eleva, llega a darles empleo a dos costureras más que maquilan desde sus hogares, hace dos años sin embargo, que eso no pasa. La pandemia de COVID-19, llevó sus ventas al suelo.  

No obstante, curtido en un país en el que la crisis económica es permanente, supo adaptarse a las circunstancias: dejó las chamarras y su puesto en el tianguis, que por cierto cerró a causa del confinamiento, y se puso a elaborar cubrebocas, batas y botas quirúrgicas.

“Lo que más afectó de la pandemia es que cerraron muchos de nuestros centros de trabajo, que para nosotros es el comercio informal, los tianguis, pues vimos afectados nuestros ingresos, tuvimos que recurrir a la fabricación de cubrebocas, bata quirúrgica, lo que era esencial en ese momento”

 

Confección y venta de chamarras busca recuperación en feria de Xoxtla
Ilustrativa


Superada la emergencia sanitaria, Alberto enfrenta nuevas amenazas: el enemigo extranjero acecha. Cuenta que el ingreso al mercado de prendas importadas, principalmente de china, deja fuera del mercado a los pequeños fabricantes locales:

“Son costos que muchas veces nosotros como fabricantes, no podemos compararnos o competir contra esos precios de esa mercancía importada, ya sea china o de otros países, pero son sumamente baratos y no podemos competir”

Pese a las dificultades, Alberto asegura que ama su trabajo. Cada año produce alrededor de mil chamarras y chalecos; prendas que él mismo comercializa en los tianguis de la región. Por  esa, espera con ansias la edición 2022 de la Feria de la Chamarra en Xoxtla, pues representará una buena oportunidad de venta que abra la temporada más fuerte del año.

Fotos:

 

Relacionados

Back to top button